Rubén Burgos: «Queremos devolver al baloncesto valenciano a la élite europea, pero con los pies en el suelo y sin prisa» | Yo soy noticia

Analizando el 2021 en clave de logros, poco puede pedirle Valencia Basket al 2022, salvo tratar de revalidar los títulos conseguidos y por qué no, luchar por la Copa de la Reina que el año pasado se quedó pendiente en una trepidante final ante Spar Girona en La Fonteta. Siendo complicado disputarle el título de liga a Perfumerías Avenida, cada vez la gesta está más cerca, y el equipo no renuncia a nada este curso.

El 2021 ha sido un año «muy exitoso y reconfortante a nivel de trabajo. Queríamos dar un paso al frente y poner al club en disposición de luchar por títulos. Hemos conseguido levantar tres y estar en todas las finales, dando una identidad al equipo que además engancha con la gente así que muy contentos con el grupo de ver que todo sigue la línea que queremos», nos cuenta el técnico taronja Rubén Burgos.

Rubén Burgos: «Estamos en constante mejora y ahí esta nuestro trabajo, en ver nuestros errores, trabajar para no repetirlos y mejorar en lo que flojeamos».

A la hora de hacer balance es momento de poner en valor los éxitos y por supuesto, reconocer los errores cometidos para aprender de ellos y desde ese aprendizaje, seguir trabajando para hacer crecer un proyecto que de momento no parece tener límites.

A lo largo del año pasado «cambiaría muchas cosas, dentro y fuera de la pista, al final pese a lo bien que terminamos la temporada, hemos cometido errores y hay que aprender de ellos. Estamos en constante mejora y ahí esta nuestro trabajo, en ver nuestros errores, trabajar para no repetirlos y mejorar en lo que flojeamos, la idea es estar juntos remando en un mismo sentido para mejorar cada día. Estoy muy satisfecho del esfuerzo día a día, pero lo que si que tengo claro es que siempre se puede trabajar un poco mejor cada día, no sólo en el deporte, en la vida en general», explica el de Ribaroja.

Nuevos retos para 2022

Rubén Burgos: «No tenemos que perder el foco de la realidad y seguir trabajando. Hemos conseguidos muchas cosas, pero hay que ser consciente de que no siempre será así».

Definir los objetivos y retos para este año «es muy complicado, porque cuando estás a este nivel las cosas siempre son más difíciles. No tenemos que perder el foco de la realidad y seguir trabajando. Hemos conseguidos muchas cosas, pero hay que ser consciente de que no siempre será así. El reto es mantener la ambición que tiene el grupo día a día, porque esa es la clave para sobreponerse a lesiones, contratiempos o partidos que no salen como queríamos», comenta Burgos.

Con todo esto, las valencianas buscarán volver a levantar un título y hacer que cuelgue del techo de la Fonteta para seguir consolidando un proyecto que ha devuelto la ilusión por el baloncesto femenino de élite y de formación a la Comunitat Valenciana.

Es cierto que cada año se ha dado un paso al frente, «el año del ascenso nos metimos en Europa, el año pasado queríamos llegar al as finales y alguna ganamos, al final el club está siendo consecuente en ir poco a poco, no acortar plazos salvo que sea por méritos deportivos. Queremos devolver al baloncesto valenciano a la élite europea, pero con los pies en el suelo y sin prisa», dice el entrenador.

En todo este viaje, el papel de l’Alquería del basquet ha sido «fundamental y lo va a seguir siendo. Las jugadoras formadas aquí nos ayudan toda la temporada para poder entrenar, en amistosos y ahora en el día a día fruto de las lesiones. Lorena Segura o Claudia Contell son dos de los mejores ejemplos que tenemos de que el trabajo de base es fundamental, ambas están haciendo las cosas muy bien. Las jugadoras que vienen de al», concluye Rubén.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies