Este pasado miércoles, el baloncesto español vivió uno de sus partidos más cortos de la historia con un equipo de la Comunidad Valenciana inmerso. Fue TAU Castellón, que tuvo que volver a verse las caras ante Iberojet Palma por un error en la mesa de anotación en el partido que, pese a todo, terminó y acabó en victoria para el conjunto entrenado por Toni Ten.

Un triple anotado por parte de Álex Hernández a falta de 5:40 m para acabar el tercer cuarto en la jornada 17 de la LEB Oro fue apuntado como una canasta de 2 puntos. Nadie se dio cuenta hasta que acabó el encuentro con victoria para TAU Castellón. Fue entonces cuando Iberojet Palma, en su pleno derecho, reclamó ante la Federación Española de Baloncesto (FEB) y ésta le dio la razón: había que repetir esos últimos 15 minutos de partido.

Esa mitad del tercer cuarto y el último completo se celebró ayer en la pista de Iberojet Palma y TAU Castellón, quizá extramotivado por todo lo ocurrido en los despachos, no dio opción a su rival. Sin ir más lejos, los 27 puntos anotados en el último cuarto por TAU Castellón reflejan las ansias de victoria y, por supuesto, una capacidad mental espectacular. Dos triples seguidos de Romà Bas fueron el preludio del festival final.

La confianza generada por ese miniparcial de 0-6 subió el acierto de los castellonenses, que también creció en su intensidad defensiva para solo encajar 13 puntos en los últimos 10 minutos (71-87). Así, TAU Castellón volvió a ganar y demostró que la razón, en el deporte, se suele tener sobre la cancha y no sobre los despachos.

Fotografía: FEB.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies