El Club Hockey Carpesa es una entidad con más de 50 años de historia. Su primer equipo masculino compitió en la temporada 71-72 y también llegó a contar con un equipo femenino durante algunos años que debutó en el año 1975. La línea femenina del club quedó aparcada y no fue hasta el año 2013 cuando se vuelve a crear el equipo y la escuela de jugadoras.

Después de varios años formando jugadoras y compitiendo en categorías inferiores, en la temporada 2018-2019 comenzaron a competir en categoría sénior, en la Primera Autonómica de hockey femenino. En ese proyecto ya estaba presente Cristina Jarillo, delantera del CH Carpesa, que nos cuenta cómo fueron esos inicios.

Los primeros años teníamos muy pocas jugadoras y estábamos acostumbradas a jugar sin cambios

Los primeros años teníamos muy pocas jugadoras con más de 18 años. Estábamos acostumbradas a jugar sin cambios y nos metían bastantes goleadas, la verdad. Hemos ido aprendiendo poco a poco y curtiéndonos en la competición. Hace tres años conseguimos que varias jugadoras más se unieran al club y otras que fueron creciendo y ahora tenemos un grupo joven pero con mucho talento”, asegura Cris Jarillo.

En 2020, llegó esa remesa de jugadoras que hicieron fuerte la estructura del equipo femenino. Lucía Zubieta, hoy capitana del CH Carpesa, llegó en ese momento al club. “Unas cuantas jugadoras reforzamos el equipo porque coincidíamos con los valores del proyecto y sentíamos que era un club familiar y cercano. Hoy en día somos todas familia, nos ayudamos mucho dentro y fuera del campo”, explica Lucía, defensa del CH Carpesa.

Subcampeonas en 2022

En la pasada temporada, a pesar de contar con un grupo todavía joven, con las capitanas del equipo que apenas cuentan con 20 o 21 años, ya lograron quedar subcampeonas en la fase regular y clasificarse para la fase de ascenso. Allí, fueron quintas de España, se quedaron cerca de ascender y marcaron un hito en la línea femenina del club valenciano.

Hicimos historia y este año queremos superarnos

“Fue una pasada, competimos primero en Alicante y luego en Cádiz. Fuimos segundas por detrás de CH San Vicente del Raspeig, que acabó ascendiendo a División de Honor B. Todo el mundo nos decía que habíamos hecho historia con el equipo femenino del Carpesa, que nunca habíamos llegado tan lejos. Y este año, queremos volver a lograrlo”, resalta Cris, delantera de 21 años del equipo de l’Horta Nord.

Superarse, crecer y soñar

Después de un año de asentamiento en los puestos altos de la tabla de clasificación, el CH Carpesa femenino no quiere bajar el listón y desea volver a escribir una página de oro en la historia de la entidad. Mal no ha empezado la cosa. Tras cuatro jornadas de las seis por disputar antes del parón, marchan líderes con tres victorias y un empate.

“Nuestro objetivo no puede ser otro que el de trabajar día a día y poco a poco para lograr jugar en División de Honor B. Somos muy jóvenes y somos conscientes de ello, pero en el medio plazo queremos estar en División de Honor B con este bloque y con este espíritu de cuidarnos entre todas, que no es fácil de encontrar en un deporte competitivo. Este año queremos intentar ascender y ser primeras en liga”, explica Lucía Zubieta.

Queremos estar en División de Honor B con este bloque y con este espíritu de cuidarnos entre todas

La última jornada de la primera vuelta será el próximo fin de semana del 2 y 3 de diciembre, donde las jugadoras del CH Carpesa disputarán dos partidos que darán por concluida la primera vuelta. Será el turo del hockey sala y tendremos que esperar hasta marzo para la resolución final del campeonato liguero. «Queremos ganar estos dos partidos para ser líderes al final de la primera vuelta«, finaliza Cristina Jarillo.