Bronce europeo y top-5 mundial para cerrar el año de ensueño de Murad: “Voy a por el Mundial” | Yo soy noticia


El jiu-jitsu es un deporte muy complejo. Las condiciones físicas y psicológicas de cada deportista deben estar en condiciones óptimas en el momento de cada competición para poder dar el cien por cien en cada combate. Es el caso que se ha producido esta temporada con Murad Hayrapetyan Abrahamyan.

A pesar de haber sufrido lesiones en su rodilla, su entrega y su dedicación le han llevado a competir a un grandísimo nivel y a llegar a cotas internacionales que todavía no había alcanzado. “He llegado a ser el número cuatro del mundo, que es algo muy complejo porque el nivel mundial del jiu-jitsu es altísimo”, Murad Hayrapetyan.

He llegado a ser el número cuatro del mundo y quiero seguir subiendo

El luchador de Silla entrena 11 veces a la semana en dos clubs distintos, uno de jiu-jitsu tradicional y otro de jiu-jitsu brasileño. El Club Esportiu Valencia Grao, donde entrena jiu-jitsu tradicional. Y el Club Ases Valencia, donde practica el jiu-jitsu brasileño. Hace 17 años que practica este deporte y forma parte de su vida.

Este gran esfuerzo económico y temporal se ha visto recompensado este año gracias a su insistencia en buscar nuevas técnicas para mejorar su capacidad de entrenamiento y su rendimiento personal. Murad se bañó en oro tanto en la Copa de España como en el Campeonato de España en las disciplinas de Lucha y de Jiu-jitsu Ne-Waza. Y en los torneos internacionales no se iba a quedar atrás.

Murad Hayrapetyan, campeón y seleccionable para España

El deportista español, de origen armenio, se alzó con un metal de bronce en el Gran Prix de Paris a pesar de llegar renqueante de su lesión de rodilla, un oro en el Balkan Open de Montenegro y una plata en el German Open Jiu-jitsu. Aunque la rodilla le seguía dando problemas, conquistó pasada semana otro bronce en el Campeonato de Europa de Zagreb para cerrar una temporada de ensueño que lo ha catapultado al top-5 mundial.

“Estoy muy satisfecho del año que he tenido. Conseguir estos resultados es increíble porque sacrificas tantas cosas, que te sientes orgulloso. Entreno dos veces al día con mi entrenador, que es un gran apoyo para mí. Luchamos juntos por conseguir estos objetivos y lograrlo es indescriptible”, asegura Murad.

Sueño mundial

Nunca antes había logrado cosechar tantos buenos resultados consecutivos. Pero Murad es el reflejo de la constancia y la perseverancia en el deporte. Después de 17 años entrenando y con 31 años, aspira a subir al pódium mundial el próximo año y se pone el reto de conseguir una medalla en un Campeonato del Mundo.

El objetivo lo tengo claro: conseguir una medalla en el Campeonato del Mundo del año que viene

“Es la única medalla que me falta. Sueño con ganar un Mundial y voy a trabajar por ello al máximo. Espero que el próximo año me respeten las lesiones y pueda seguir en esta senda de buenos resultados. El objetivo lo tengo claro: conseguir una medalla en el Campeonato del Mundo del año que viene”, finaliza Murad Hayrapetyan.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies