Christian Contreras y el fútbol modesto tatuado en la piel
Fútbol

Christian Contreras y el fútbol modesto tatuado en la piel

Y Chistian Contreras, a sus 27 años, es un claro exponente de la humildad, sacrificio y pensamiento colectivo que está llevando al Paiporta, recién ascendido con uno de los presupuestos más bajos de Tercera y un núcleo de jugadores curtido en Regional Preferente, a ser uno de los conjuntos más incómodos en el calendario.

Actualmente los de Álvaro Ortí son decimocuartos con 16 puntos en 15 fechas disputadas, firmando 18 goles a favor y 21 en contra (11 de ellos llegaron en las cuatro primeras jornadas, desde entonces salen a menos de un gol encajado por encuentro) y dejando por el camino grandes actuaciones contra Orihuela, filiales de Elche y Levante, Torre Levante así como ha hecho sudar sangre al Villarreal ‘C’, Eldense o Castellón.

De hecho, en su fortín de El Palleter sólo el CD Eldense, y por la mínima en un duelo donde merecieron mejor suerte los futbolistas entrenados por Álvaro Ortí, ha podido sacar los tres puntos. Una trayectoria más que notable hasta la fecha para el modesto club valenciano, que a lomos de los goles de su pichichi Christian Contreras sueña con seguir protagonizando una gran temporada.

Un producto del fútbol de barrio

En la Regional Preferente o Tercera División, esas competiciones donde el balón apenas dura unos pocos segundos en posesión de alguno de los dos equipos, donde el choque y el juego físico es una constante y donde el esférico tan pronto pasa de un área a otra con un simple despeje, es donde Christian Contreras brilla con más fuerza.

Su hábitat predilecto es el área contraria, su zona de influencia y desde donde se posiciona para hacer daño comienza en los tres cuartos de campo, ya sea cayendo a banda como actuando de referencia para los centrales contrarios.

Un ‘killer’ del fútbol modesto al que categorías superiores como Segunda B han dado la espalda hasta la fecha, toda una alegría sin embargo para un Paiporta que disfruta al tercer máximo artillero del grupo VI de Tercera División.

Siempre me he considerado un jugador humilde que ha trabajado en equipos de barrio, actuando como un trotamundos de la categoría Regional”, le cuenta a Yosoynoticia.es tras finalizar con 0-0 el encuentro en campo del Torre Levante.

Allí fueron los locales, que este año visten de naranja, los que sufrieron sus desmarques, su cuerpo a cuerpo con los defensores rivales y especialmente su estilo de juego directo hacia el área contraria. “Ojalá pudiéramos ficharle, nos vendría de perlas un futbolista como él”, se escuchaba en el palco de autoridades del Torre Levante.

Un gran Paiporta frena las aspiraciones del Torre Levante

Esta vez no marcó, sí lo hizo el anterior fin de semana para dar un punto al Paiporta CF contra el filial ‘granota’, y lo ha hecho en muchos otros fines de semana para erigirse, y así lo reconocen sus compañeros, en una pieza indispensable para un equipo que coge bocanadas de aire gracias a su acierto cara a puerta contraria.

Cuando no tiene el día, como ocurrió el pasado sábado, siempre que toca el balón genera sensación de peligro, y eso significa muchísimo para una escuadra tan modesta como la de El Palleter.

Sacarlo de ahí, salvo oferta escandalosamente escandalosa, va a ser muy difícil con una vida tanto personal como profesional ya asentada en Paiporta. Vive con su pareja en la localidad, y ya hace casi 5 años que la empresa que posee el presidente del club le dio un trabajo estable, algo todavía más preciado si cabe que lo que consigue sobre el césped.

Por eso se ha permitido el lujo de rechazar a Orihuela o Castellón, clubes punteros del grupo VI en Tercera que buscaban sus cualidades, y sólo un importante proyecto en Segunda B le podría hacer dudar en el futuro.

El salto a Grecia

Pese a lo contado anteriormente Christian, que actualmente es uno de los jugadores de moda en uno de los equipos más rocosos y competitivos de la categoría, no renuncia a soñar despierto.

Con 27 años aún no tira la toalla resignándose a agotar su fútbol en Tercera o Regional Preferente, e igual que un día Grecia estuvo a punto de permitirle debutar en la élite, quizá su persistencia en perforar redes rivales en España todavía llame la atención de directores deportivos que buscan eficacia goleadora para alguna categoría superior.

Uno siempre tiene la esperanza de que llegue la llamadita, y este año si hay suerte y se hace buena temporada ojalá me llegase la oportunidad, tengo ganas. El fútbol, desde pequeño, lo es todo para mí”, confiesa.

Tras ascender con el Requena a Tercera siendo más joven firmó 18 goles en su temporada de estreno en la categoría, circunstancia que a punto estuvo de abrirle las puertas de la máxima categoría en Grecia. Llegó a pasar reconocimientos médicos, pero al final la oferta no se concretó y el Atlético Saguntino fue su inmediato destino.

Tras unos años ‘agazapado’ en la Regional Preferente vistiendo los colores del Paiporta, sus goles contribuyeron al ascenso del curso pasado y ahora le colocan como uno de los delanteros de moda del grupo VI en Tercera. Un mérito que, como hombre de equipo, no individualiza.

Lo estoy logrando gracias al trabajo de todo el equipo. Somos jugadores ascendidos de Preferente que salimos con una ilusión, y ganas, que luego se refleja cada fin de semana en el campo. Aquí somos una familia”, afirma el valenciano.

Sin límites

Tanto Christian Contreras como sus compañeros coinciden en no ponerse límites. Disfrutan jugando y plantando cara al Castellón en Castalia, “con 8.000 o 9.000 espectadores en las gradas que eso es algo que no puedes vivir todos los días”, tanto o más que haciendo frente a otros conjuntos humildes como ellos.

Son una ‘cenicienta’ a la que va a ser difícil golear en lo que resta de temporada, un orgulloso vestuario liderado por Álvaro Ortí dispuesto a seguir siendo el centro de los halagos de público y rivales.

Mérito de todos, y sobre todo de los 8 tantos (el segundo máximo goleador del equipo es otro ariete de postín como Pozo, ahora lesionado) de un tipo discreto y sencillo.

Un delantero que se fija en la actitud de sacrificio y trabajo de Cristiano Ronaldo, y que va a seguir mordiendo cada centímetro de césped que se encuentre en Tercera hasta que, por fin, alguien más arriba caiga en la cuenta de que sus estadísticas son dignas de recibir más atención.

Hacer goles seguro que voy a seguir haciendo en Tercera, y si se tienen que acordar de mí en Segunda B ya lo harán”, afirma. Palabra de ‘killer’, y no tengan ninguna duda al respecto.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies