PCR, protocolo y otros términos se han insertado en las charlas futboleras, que en la Comunitat tratan de CSD, garantías sanitarias y jurídicas o el estado de los rebrotes para asegurarse de poder arrancar en próximas fechas.

La Federació de Futbol de la Comunitat Valenciana (FFCV) que preside Salva Gomar ya está atando todos los cabos para que el próximo mes de octubre puedan arrancar, con la mayor normalidad posible en tiempos de pandemia, las competiciones territoriales de futsal, fútbol base y amateur.

Charlamos con él de prevención, de prejuicios con el fútbol en la era de la COVID-19 y de otros temas que preocupan a todos los actores implicados en un deporte que da la cara y que quiere ser protagonista por el balón, y por nada más.

La Federació de Futbol de la Comunitat Valenciana cumple 111 años

P: ¿Cuál es la fotografía actual del fútbol y futsal valencianos?

R: Sabemos que empezarán primero las competiciones de ámbito nacional como Segunda B y Tercera, donde tenemos representación aunque dependen de la española y los protocolos que marquen las altas instancias, y luego ya irán las de Preferente y demás fútbol amateur nuestro. Todo escalonadamente hasta principios de noviembre, que es cuando queremos que ruede el balón en el fútbol base.

Debemos tener en cuenta que la temporada pasada fue atípica, y ahora en septiembre es como si estuviéramos a principios de agosto en otro año cualquiera. Hay un mes de margen hasta el comienzo.

Vemos que han empezado los colegios, y los clubes están nerviosos y entrenando ya con amistosos. Expectantes porque queda un mes y pico y parece que todo va más controlado en la sociedad, o eso nos dicen.

P: ¿Con qué protocolo se va a manejar el fútbol valenciano en el ámbito territorial?

R: El protocolo del CSD afecta a los clubes de ámbito nacional, hablamos de Segunda B, Tercera, el Femenino y el fútbol sala, porque en el ámbito territorial nosotros el protocolo que tenemos lo conocen tanto la Conselleria de Deporte como la de Sanidad, y nos han dicho que sigamos adelante con eso.

En el protocolo de aquí hablamos de una garantía de que se mantienen las dependencias higiénicas, lo de evitar el ducharse y cambiarse en la instalación, mantener las distancias, las mascarillas… Ese protocolo es nuestro y se combina con el de cada instalación municipal, porque los ayuntamientos tienen su propio protocolo de cumplimiento obligado.

P: ¿Otorga la adecuada cobertura sanitaria y judicial que buscan los clubes?

R: Si hay protocolo ya tienes esa garantía cubierta, pero yo ante tanto miedo haría la siguiente pregunta: ¿por qué un chaval o chavala se ha tenido que contagiar en el fútbol, y no en el colegio, parque o playa, o en la familia? Nunca sabremos si el contagio proviene del deporte, del fútbol o del que sea, porque los centros comerciales están todos abiertos, y los bares.

¿por qué un chaval o chavala se ha tenido que contagiar en el fútbol, y no en el colegio, parque o playa, o en la familia?

Obligar a hacer PCR a clubes de Segunda B o Tercera, por el ámbito nacional, puede ser la ruina económica para ellos, o para el Gobierno o Federaciones si tienen que costearlo. Al deporte no hay que criminalizarlo porque además, ¿una prueba antes de la competición es garantía de que no va a haber contagios durante la temporada? Ya hemos visto que no.

Nosotros creo que acatando el protocolo que tenemos, cumplimos con nuestra parte. Creo que tenemos que tener los pies en el suelo, más tranquilidad y sentido común, porque debemos convivir con esto durante un tiempo largo. No es una cuestión de meses, sino años. Tenemos que convivir salud, pandemia y economía. O aprendemos a convivir, o mal vamos.

P: ¿Un mensaje que deben aplicarse las familias, para no ver en la práctica deportiva la mayor amenaza para sus hijos e hijas?

R: Cada familia, club, ayuntamiento, persona o federación tiene que ser responsable y tener sentido común. Hablo de mantener la distancia, de ponernos la mascarilla y procurar que esto se cumpla. No podemos cerrarnos más.

P: ¿Confinamientos puntuales de localidades, como ha pasado recientemente en Benigànim, es una contingencia que tiene prevista la FFCV?

R: Todo esto afecta, pero tenemos en todas las competiciones fechas específicas de reserva para esos aplazamientos. Hay plan de emergencia, pero no sabemos si va a haber aplazamientos o cuántos.

Por eso también los subgrupos en las categorías, para ir manejando mejor todas estas situaciones que puedan surgir.

P: ¿Contáis con la presencia de público esta temporada en el ámbito territorial?

R: Ya hay ayuntamientos que permiten público, dado el actual decreto que permite hasta el 75% del aforo. Habrá ayuntamientos que sí y otros que no, y ya cada uno puede hacer lo que considere sobre todo de Tercera División para abajo, donde las competencias están delegadas a cada comunidad autónoma.

Hasta ahora, también teníamos que lidiar con instalaciones que podían abrir hasta una hora, y otras que debían cerrar antes. Estamos acostumbrados a tener que adaptarnos a cada situación concreta.

Otra cosa es el público, los padres, para los niños y niñas pequeñas. Tienen que llevarles a los desplazamientos y luego quedarse fuera si ese municipio en concreto no permite presencia de gente en la instalación, lo que no siempre es fácil para los jugadores y jugadoras.

P: ¿Se nota ya el impacto humano y económico de la pandemia en el fútbol base valenciano?

R: Es pronto todavía para el tema de las licencias, pero hay muchos clubes que nos han dicho que no van a salir a competir por ahora, aunque igual luego sí y por eso también se han ampliado plazos de inscripción, ya que empezamos en noviembre algunas competiciones.

En Valenta ha habido algunas bajas pero también altas, con 6-7 clubes más que el año pasado. Manuel, Barxeta o Rafelguaraf han hecho equipo femenino para esta temporada 20/21, tras muchos años de ausencia.

Hay de todo este curso, y aunque entiendo el miedo de las familias y clubes a este tipo de contagios, también creo que a veces se vende más miedo desde los medios de comunicación y se alarma a la población.

Nosotros, como te he dicho antes, esperamos a ver cómo va el tema colegios y a ver cuántos contagios se detectan, si ha habido o no. Eso puede ser un buen espejo para todo el deporte, no solo para el fútbol, porque la mayoría de los chicos o chicas que van al colegio luego hacen deporte. Si tienes confianza vas y no pasa nada, si tienes miedo eres reacio a dejar que tus hijos e hijas lo practiquen.

P: Durante el confinamiento, en la anterior entrevista que tuvimos, pudimos hablar de la preocupación existente entre los clubes pensando en su supervivencia. Pequeñas Escuelas que veían el futuro muy negro. Ahora, algunos meses después, ¿se ve la temporada 20/21 y la realidad de estas entidades con mejores ojos?

R: Lo que te puedo decir es que todos los clubes de la Comunitat con los que hablo, grandes y pequeños, están locos por jugar. Ya están entrenando, y solo quieren amistosos y competiciones. Veo que ese miedo que pasamos todos durante el confinamiento se ha marchado ya, los clubes vuelven a tener confianza y muchas escuelas ya tienen muchos inscritos.

Todos están expectantes para empezar una competición atípica, mes y medio más tarde de lo normal. Por eso va a ser más corta la temporada, aunque acabará entre mayo y junio como siempre y si no pasa nada.

P: Además del acortamiento del curso, ¿qué otras novedades vamos a poder encontrar en la campaña 20/21 que organiza la FFCV?

R: En cuanto a las competiciones tenemos las reformas que hicimos a final de temporada y ya anunciadas, pero la gran novedad es la de intentar que haya fútbol en medio de la pandemia, y a partir de ahí crear una ilusión.

¿Adiós a las Superligas en Fútbol 8? Así puede quedar el fútbol base tras la pandemia de la COVID-19

Nos duele que este curso parece que, salvo que haya un cambio drástico, no vamos a poder celebrar de nuevo en la Comunitat los campeonatos de España sub 12 de chicos y chicas, que fueron un éxito hace un año en Mislata, además de una ronda Élite sub 19 en La Nucía que ya se ha paralizado varias veces.

Queremos que el fútbol avance y estamos, al igual que todos, expectantes y nerviosos para crear una ilusión a partir de que empiecen las temporadas.

Mandamos un mensaje de confianza total en que se pongan a jugar ya, porque el deporte es bueno y lo ha sido siempre, al aire libre más aún.

P: ¿Es tiempo de lograr que mucha parte de la sociedad deje de mirar con recelo la practica deportiva en general, y al fútbol en particular como si fueran grandes focos de contagio?

R: Por nuestros protocolos podemos empezar ya, y de hecho ya están en marcha los clubes y escuelas. Hay que ir con responsabilidad, es lo único que desde la FFCV podemos pedir, la responsabilidad de todos los implicados en cumplir lo que nos dice el gobierno: mascarilla, seguridad, distancia, higiene… Con eso se evitan la mayoría de contagios.

Además, recordarle a todos que una persona que da positivo, y encima es asintomática, no es un apestado. Esas personas, controladas, no hacen daño en un entorno determinado. Para contagiar tiene que hacer cosas que contagien.

P: Por último, dado que has sido vicepresidente de la Federación Española y estás en contacto, como presidente de la FFCV, con clubes de fútbol y futsal que sienten el malestar por no ser considerada profesional su competición en base a la actual Ley del Deporte. ¿Cuándo cambiará esta realidad, que les pone en desventaja y por detrás de otros países que ya tienen en marcha sus competiciones?

R: Esto viene de la Ley del Deporte de muchos años atrás. Ahora mismo hay otros deportes o modalidades que no son el fútbol de primera y segunda, además de la ACB de baloncesto, que perciben dinero por jugar de forma profesional, y por tanto también deberían ser consideradas profesionales.

Es obvio que no podemos comparar los salarios entre estas competiciones con los del fútbol y baloncesto, pero deberían estar consideradas de otra forma porque tienen dados de alta en Seguridad Social a sus deportistas.

Podría haber, por ejemplo, dos niveles del profesionalismo en el deporte español: profesional A y profesional B.

Es una locura que se pretenda que para reactivar sus campeonatos clubes de futsal femenino, en la élite nacional, tengan que asumir unos gastos que les arruinarían.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies