Será mañana jueves 8 de noviembre cuando Pepe Carbonell y sus compañeros madrileños Fran Salazar y Sergio Galán del equipo nacional de katas entren por fin en acción. En su palmarés títulos continentales y del circuito mundial, demostrando siempre que tienen ocasión que la kata por equipos, pese a no ser olímpica, no es para nada el ‘hermano pobre’ de la competición individual.

El gran termómetro a menos de dos años de Tokio 2020

La cuenta atrás para la cita japonesa ya ha comenzado, y Pepe Carbonell, una de las grandes bazas de la Comunitat Valenciana para representarla en esos Juegos Olímpicos, sabe que este Campeonato del Mundo de Madrid va a juntar a lo mejorcito de este deporte.

Se va a cerrar un exitoso ciclo de dos años que le ha tenido, junto a Galán y Salazar, conquistando medallas por medio mundo. Los tres buscan la guinda a este largo período en casa, delante de sus familias, amigos y compañeros de gimnasio. Aunque eso sí, el nivel es altísimo y seguramente estemos ante una de las medallas más caras de la historia del kata por equipos.

“Después de estos Campeonatos de Europa en los últimos años, con 2 medallas de oro, venimos a este Mundial con la gran ilusión de competir en España. Estamos con mucho orgullo y mucha motivación”, asegura a Yosoynoticia.es un Pepe Carbonell concienciado de la ardua tarea que tienen por delante.

Junto a sus compañeros de selección española última los detalles antes de saltar al tatami a medir fuerzas con los países históricos de esta modalidad. Hablamos de Turquía, Francia, Marruecos, Italia o Japón, quienes no van a faltar a “la prueba más importante que se celebra antes de esos Juegos de Tokio 2020”.

“La Federación Mundial, junto con la española, no han escatimado en lo que es la organización de este evento tan importante para todos los deportistas. Es el campeonato del mundo con mayor participación y calidad de países. El tema olímpico se empieza a respirar en el ambiente”, añade el deportista del CD Kazokusport.

El de Valencia, curtido por la sabiduría de su padre y también karateca José Carbonell, se crió en el centro educativo San Antonio Abad de la capital del Turia y de allí proceden muchos de los jóvenes talentos que luego se pulen en el gimnasio Kazokusport que posee la familia.

“Se me ponen los pelos de punta”

Se emociona recordando lo vivido anteriormente en el Mundial de Bremen 2014, cuando ya alcanzó la cima mundial en kata por equipos, así que no puede ni imaginarse lo que significaría sentir esa misma emoción pero delante de toda su gente en Madrid. “Tiene que ser la ‘bomba’”, afirma el valenciano.

Reconoce llegar en gran estado de forma a este multitudinario mundial en Madrid, recalcando que tanto él como sus dos compañeros madrileños están “en un momento cumbre. Hemos tenido muy buenos resultados durante estos dos años, en todos los eventos del circuito mundial y Campeonatos de Europa donde hemos participado, y a Madrid venimos con todo”.

Hemos entrenado mucho y como dice nuestro seleccionador, somos candidatos claros a ofrecer nuestro 100%. No pensamos en favoritismos ni nada por el estilo, sino que con todo lo que nos hemos preparado somos candidatos a ser la mejor versión de nosotros mismos a partir del jueves”, asegura.

El nivel es altísimo y la competencia es muy grande, notando todos los allí presentes que ha crecido y mucho en la última década la dedicación y compromiso de los deportistas por la modalidad de kata por equipos, pese a que no será la olímpica en el estreno del kárate en Tokio 2020.

“Ha habido equipos que se han especializado mucho en el trabajo de conjunto, como es nuestro caso, y por eso hay equipos muy fuertes. En la última década se ha tornado carísimo conseguir una medalla en kata por equipos”, apunta Pepe Carbonell.

El kata por equipos existe

Un nuevo éxito mundial para Pepe Carbonell y sus compañeros Fran Salazar y Sergio Galán del equipo español volvería a remover conciencias, otorgándole la notoriedad que merece una modalidad que muchas veces pasa desapercibida para medios de comunicación e instituciones.

La peculiaridad del kárate, que para eventos como este Mundial y en categoría individual solo puede mandar un participante, obliga a que muchos otros deportistas con talento busquen la forma de brillar y colgarse medallas europeas y mundiales del cuello en la kata por equipos. Desgraciadamente, y por eso levantan la voz Pepe, Fran y Sergio, no siempre recogen los frutos que su esfuerzo, sacrificio y posterior éxito merecen.

“A pesar de que no es la categoría olímpica del kárate, para nada es una categoría más sencilla ni más asequible a la hora de conseguir medallas. Ojalá se nos dé la importancia que merecemos de cara a posibles becas y ayudas, lo que también nos relanzaría en nuestra carrera individual para conseguir esos puntos para el ranking olímpico que nos hacen falta”, señala nuestro protagonista.

Que los responsables de estas ayudas abran la mente, que estudien cada caso y deporte con mimo y cuidado, es lo único que reclaman. Porque al fin y al cabo, el kata por equipos es el kata individual pero con dos compañeros más sobre el tatami, y sus integrantes lo compaginan con la participación individual en citas del circuito mundial de cara a ese ranking olímpico con el que sueñan todos.

“Si no les apoyamos seguro que no van a poder viajar a todas las competiciones para sumar los puntos que necesitan en la clasificación individual. Estamos un poco desamparados en este sentido, sin tener absolutamente ningún tipo de ayuda”, se lamenta Pepe Carbonell, cerrando con las siguientes palabras:

“Para tener opciones en el individual tengo que participar en todos los eventos del circuito mundial ya que el Campeonato del Mundo, que es lo que más puntúa, no lo puedo hacer porque sólo va uno y ese es otro karateca. Por encima de 15 eventos anuales es una locura costeárselo todo si además tienes que entrenar, trabajar o estudiar sin ningún tipo de ayuda”.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies