Podemos pensar en estas 4 palabras aplicadas al deporte, pero realmente veremos que sirven para cualquier otra faceta de la vida donde queremos que nuestros hijos sepan que les apreciamos por encima de los resultados que obtengan.

Centrados en la práctica deportiva, estamos cansados de ver como en la mayoría de ocasiones se trata el juego de los más pequeños como si de una competición oficial de las estrellas mundiales se tratara. Aplicando los mismos códigos resultadistas, soñando con que mi hijo sea el mejor y pueda ganar miles de millones y ser famoso en todo el mundo cuando se haga mayor.

Futbol e hijos

Se fomenta una cultura de obsesión por los triunfos y fracasos deportivos de los niños, y aunque por un lado es positivo que noten atención e interés a su alrededor, eso no debe conducirnos a crear una atmósfera de excesiva tensión y de reproche por no alcanzar las metas que en muchos casos son más de los padres que los propios hijos.

El deporte construye carácter, perseverancia y otorga habilidades, y algunas veces se puede triunfar y en otras es el entorno el que mete a los jóvenes en espirales de frustración y malestar cuando no se obtiene lo buscado.

Tim Elmore, experto en el desarrollo del liderazgo en los estudiantes, investigó sobre lo que los padres pueden decirles a sus niños para reforzar su autoestima antes y después de los partidos. Importante el detalle de que mejor obviar cualquier referencia sobre si ha jugado mejor o peor, el por qué ha fallado en esto o en lo otro…

deportes-para-niños-padres

Antes y después de la competición

“Diviértete”, “dalo todo” y “te quiero” es lo que deberían escuchar tus hijos antes de comenzar a jugar, y después de la ducha lo más sano es que oigan de tu boca lo de “¿te has divertido?”, “estoy orgulloso de ti” y de nuevo un “te quiero”.

Basado en investigaciones psicológicas llevadas a cabo por Tim Elmore, son las declaraciones más saludables para el correcto desarrollo emocional en la práctica deportiva de nuestros hijos.

ninos-deporte

Las 4 palabras

Basado en los estudios de otros investigadores como Bruce Brown y Rob Miller, que le preguntaron a deportistas en edad universitaria qué es lo que les decían sus padres para hacerles sentir mejor y encontrar más alegría desarrollando su actividad deportiva, estas son las 4 palabras que estos jóvenes atletas adoran escuchar de boca de sus progenitores:

“Me encanta verte jugar” (en inglés son 6 palabras, “I love to watch you play”). Eso es todo, nada grandilocuente del estilo de “eres el mejor” o algo como “creo que puedes mejorar en estas cosas”. Un simple y sincero “me encanta verte jugar”.

Momento para interiorizarlas, y aunque seguro que a los papás y mamás que cada día compaginan sus intensas vidas laborales con el cuidado de sus hijos se les escaparán otras frases para motivar a los pequeños, nunca es tarde para que los niños sepan que estamos orgullosos de ellos y disfrutamos viéndoles practicar deporte al nivel que sea.

entrenamientoinfantil4

guerrera-dentro-y-fuera-del-agua

Advertisement

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies