Su rostro y primeras palabras todavía reflejan el cabreo por haber contemplado en directo como Gran Bretaña le remontaba a España un 4-1. La heroica de los últimos minutos protagonizada por los RedSticks de Fred Soyez a punto estuvo de forzar ‘shoot outs’ como el pasado sábado contra Bélgica, aunque esta vez se murió en la orilla, y el resultado final de 5-6 favorable a los visitantes deja a los españoles con balance de una victoria y una derrota en la novedosa FIH Pro League.

Emoción para el aficionado, fastidio para los profesionales sobre la pista azul de Beteró

“Es una lastima porque hemos empezado muy bien, con un primer tiempo que hacía meses que no veía jugar así a la selección española. Luego, incomprensiblemente, nos hemos venido abajo y aunque es verdad que el rival también cuenta, no puede ser que encajemos un 5-0 de parcial”, advierte Santiago Deó, la máxima autoridad del hockey hierba español, que no ha perdido detalle de lo ocurrido en estas dos fechas de competición organizadas por la Federación de Hockey de la Comunidad Valenciana.

Hay que aprender de todo esto, hemos estado cerca de igualar pero realmente hoy no hemos jugado en los dos últimos cuartos prácticamente a nada”, añade.

Su dolor se mitiga un poco cuando levanta la mirada y vuelve a deleitarse con el clima de Valencia, la radiante pista azul del Poliesportiu Verge del Carme-Beteró y el ambiente vivido en las gradas. Miles de aficionados, muchos de ellos muy jóvenes, sin parar de animar a la selección española. Incluso los propios jugadores y seleccionador reconocerían más tarde lo especial que ha sido la atmósfera creada. Y aunque duele la derrota, el número de goles y otro final de infarto son garantía de que el público asistente se marcha para casa con ganas de repetir experiencia.

“De cara al espectáculo y la emoción indudablemente que el público lo que quiere es ver goles y que su equipo gane. Desde el punto de vista nuestro creo que es un partido que realmente no se nos tendría que haber escapado nunca”, señala Deó.

Público, clima y atmósfera de hockey en Valencia

“No se puede pedir más. Valencia, como ya dije el otro día, empezó su andadura con la federación española en 2008 y cada año ha ido a más, y esta FIH Pro League que están organizando es un ejemplo más de la cúspide a la que han llegado. Nos sentimos en casa, y realmente solo podemos dar las gracias. Lástima que hoy no hayamos podido dar la alegría de ganar”, destaca nuestro protagonista desde la propia zona mixta.

Y esto es solo el comienzo del estable matrimonio que forman Valencia y la Federación Española de Hockey. Porque como bien nos recuerda Santiago Deó, esta unión del público valenciano con las selecciones nacionales no acaba con la FIH Pro League, “porque aquí se va a jugar el Campeonato de Europa sub 21 tanto masculino como femenino el próximo mes de julio, y aquí se van a jugar las chicas la clasificación para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020”.

Valencia apostó por el hockey en su momento, nosotros desde la Federación Española creímos en Valencia y ese es un matrimonio que no va a dejar de existir”, añade.

Crecimiento

Fue el propio Santiago Deó el que, tras ser reelegido por segunda vez para comandar la RFEH hace algo más de dos años, fijó el objetivo a alcanzar en el corto-medio plazo en las 20.000 licencias de hockey hierba a nivel nacional. Nos explica que ya están ahí, aunque hay matices que conocer para entender su declaración de aquella época.

“Esas 20.000 licencias ya las tenemos. Cuando lo dije hace unos años realmente el recuento que habíamos hecho en su momento no era el real, porque algunas federaciones territoriales no nos lo habían dado. Por tanto no es que en los últimos años hayamos aumentado en 10.000 licencias, sino que no era real el dato que por aquel entonces se manejaba”, reconoce.

Pero de estas cifras hay que quedarse con la aportación que están haciendo nuevos núcleos de hockey como Valencia. “Hemos conseguido 3.000 o 4.000 en los últimos tiempos, y vamos a llegar a 25.000 licencias. Lo importante es que continuamos creciendo y no solo en los sitios que han sido históricos del hockey como puede ser Cataluña, Madrid, el País Vasco o Cantabria, sino en otras comunidades como ahora es Valencia, Murcia, Asturias o Galicia”.

Jugar en toda España es lo que nos va a hacer grandes como deporte”, señala.

Valores del hockey para la sociedad

El hockey hierba, como muchos otros deportes, atesora valores de amistad, compañerismo o ‘fair play’. Afirma Santiago Deó que “son valores del deporte en general y no solo exclusivos del hockey, pero es verdad que nosotros los tenemos muy arraigados e intentamos que desde pequeños esa sea realmente nuestra realidad”.

El hockey tiene muy arraigado todo esto porque aquí es importante competir y ganar, pero siempre desde el respeto al contrario”, concluye.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies