Antonia Torre, la tiradora valenciana que lucha contra la adversidad por cumplir su sueño | Yo soy noticia
>

Tener un sueño y querer cumplirlo siempre suele ser complejo, un camino largo y tortuoso en el que, al menos en el deporte, es imposible lograrlo de forma individual, siempre es necesaria la colaboración de un equipo que te ayude. Bien sea la familia, los amigos o entrenadores y equipo que sean el bastón guía que te marca el camino a seguir.

Todo esto suele ir acompañado de premios y subvenciones que te ayudan a hacer más ligera la travesía. Sin embargo, Antonia Torre está sola a sus 41 años. Es cierto que tiene el apoyo de la familia y los amigos, pero casi no puede entrenar porque el día a día te come terreno y en el tiro al plato es fundamental la luz del día, por lo que cuando sale de trabajar ya casi es de noche y no llega a tiempo de poder pasar un rato en las canchas.

Antonia Torre: «Estamos abandonados/as a nivel institucional».

A todo esto se suma «el abandono que tenemos a nivel institucional. No tenemos subvenciones, sólo la federación nos paga la inscripción al Campeonato de España en función del resultado que tengamos en los autonómicos, pero no hay nada más. La escopeta, cartuchos, cascos, gafas, es decir todo el equipo corre de nuestra cuenta, así como el pago por cada tirada, lo que complica que económicamente podamos entrenar con un mínimo de regularidad, por eso no puedo dedicarme plenamente», nos cuenta Antonia.

Esta situación no quiere decir otra cosa que cuando llega un campeonato «normalmente no he entrenado. Entreno siempre en los campeonatos provinciales y autonómicos, son las tiradas que me sirven de entrenamiento porque entre semana es imposible, y no todos los fines de semana tienes tiempo para poder entrenar bien, porque entre otras cosas, hay siempre algún campeonato», explica la subcampeona de España.

Antonia Torre: «En 2003 me acerqué a esta modalidad y desde entonces no lo he dejado».

A «Toñi», como la conocen sus amigos y familia, esta afición le llegó como a muchos otros/as por parte de su padre. El es «cazador y yo con 5 años ya madrugaba para salir de caza con el. Además el ya iba a las competiciones de tiro y empecé  a competir a nivel provincial y nacional, aunque es cierto que hasta 2003 no había tirado al plato», comenta la tiradora de sueca.

Gracias a Beatriz Laparra «me acerqué a esta modalidad y desde entonces no lo he dejado. En 2009 fuimos en un viaje de vacaciones a un campeonato con un equipo de mujeres que logramos quedar subcampeonas del mundo. Hasta ese momento no había habido algo así representando a España. Desde entonces no hemos dejado de crecer», matiza Toñi.

Antonia Torre: «El objetivo pasa por estar el año que viene bien en el campeonato de Europa que se disputa en Galicia».

Además ha logrado representar a España a nivel mundial y de forma individual en Dubai logrando una 16ª plaza, además de un bronce individual en el europeo de Chipre en 2013. Aunque en 2015 (tuve que dejar de tirar un tiempo por la materninda, cuando logré reincorporarme volví a lograr un subcampeonato de España, que con el de este año creo que ya son 5″, explica Antonia.

Lejos de bajar los brazos, ahora el objetivo pasa «por estar el año que viene bien en el campeonato de Europa que se disputa en Galicia. Es una tirada muy importante para mi porque a nivel internacional el nivel de las mujeres es increíble. Ahora bien es muy complicado porque no puedo entrenar ni de lejos lo que me gustaría, es más, hay veces que llego prácticamente sin poder entrenar”, concluye Antonia.

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies