El deporte valenciano volvió a ser protagonista en una gran final. Esta vez, el protagonista fue para el tenis y para uno de los torneos más elegantes del plantea como es Wimbledon. Allí, en el torneo británico, el joven valenciano de 18 años Carlos Gimeno se jugó el título en la gran final.

Después de haberse convertido en la revelación total del tenis sobre la hierba y de haber superado a Thiago Tirante, número 3 del mundo, o al rumano Filip Jianu (13) entre otros, Gimeno se colaba en la final tras dejar atrás a Harold Mayot. Y en el último partido esperaba Shintaro Mochizuki, de 16 años.

Gimeno no partía como favorito. Sin ir más lejos, Wimbledon ha supuesto su estreno en hierba y fue el único semifinalista que no era cabeza de serie. Pero hoy, los nervios y Mochizuki pudieron con él. Y es que Gimeno no tuvo su día en uno de sus puntos fuertes, el saque, ya que lo perdió hasta en cinco ocasiones.

El valenciano no pudo meterse nunca en la lucha por el título y el japonés dominó con comodidad el encuentro haciendo suyos los dos sets (6-3/6-2) y, además, se confirmó como la gran esperanza nipona para suceder a Nishikori.

Carlos Gimeno cayó en la final, pero la etiqueta de ‘revelación‘ es suya. El tenista con licencia del Club de Tenis Valencia ha firmado un auténtico 5 de 6 en su estreno en hierba y se ha confirmado una de las esperanzas más serias del tenis español después de haberse apuntado este año el campeonato de Lambare (Paraguay).

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies