Carla Hurtado Sirera (Petrer, Alicante, 2 de marzo de 2004) es uno de los grandes proyectos de futuro de la natación valenciana, uno más junto a otras como Alba Herrero o Ángela Martínez, nombres que pronto empezarán a copar los puestos de honor en los principales podios de las mejores competiciones nacionales.

«Yo creo que, sinceramente, tenemos una muy buena generación«, empieza explicando la nadadora.

«Creo que estamos haciendo cosas increíbles y que, sin duda, pasarán a la historia de la natación valenciana»

Una importante concentración en Canarias

Acaba de venir de una concentración en Gran Canaria junto al resto de promesas españolas, algo que ha vivido con intensidad y que ha sentido como «un gran orgullo»,  según reconoce ella misma a Yo Soy Noticia.

«No todo el mundo llega ahí y a mí me ha llegado después de todo el esfuerzo que estoy haciendo. La verdad que es increíble. Han sido días muy buenos, me adapté en seguida a los entrenadores y a los entrenos», sigue contando.

Han sido días importantes para ella, por lo que supone y por ir «cogiendo el ritmo de entrenamientos», ya que, evidentemente, el principio de temporada no ha sido nada sencillo con la expansión de la pandemia. «Han sido unas primeras semanas un poco complicadas porque además estuvo quince días paradas por el covid«.

Ahora tiene por delante un tiempo muy importante de cara a los objetivos más importantes del año. «Dentro de 5 semanas es el Open de Primavera júnior y absoluto y me juego las mínimas para el Campeonato de Europa«, resume con seguridad sobre los retos que le vienen próximamente. «Ese es uno de los grandes objetivos, lograr las mínimas para poder ir al Europeo».

Aunque todo va a depender, como no puede ser de otra forma, de la evolución de la pandemia. «Estamos muy preocupados, claro», confiesa. «Ahora mismo hace un año que nos cancelaron el Open y no quiero que eso mismo vuelva a ocurrir. La verdad es que la situación está un poco complicada también para entrenar. Tenemos que buscar sitios donde nos dejen y además que esté dentro del horario permitido».

Al respecto de como Castellón se ha convertido en uno de los grandes escenarios para la natación nacional, Hurtado se muestra feliz. «Cuando compites en casa y te conoces la piscina es más acogedor y cómodo, aunque viajar también está muy bien».

Eso sí, también destaca que todavía «se podrían hacer más cosas».

El siempre magnífico ejemplo de Lidón Muñoz

Para quien tiene todo elogios es para la castellonense Lidón Muñoz, convertida en el gran referente de la natación valenciana y también una gran estrella a nivel nacional.

«Lidón Muñoz hace cosas espectaculares. Es un referente para todas nosotras. Es muy buena nadadora y es un lujo tener la oportunidad de hablar con ella y verla entrenar y competir»

Tanto Lidón Muñoz como Carla Hurtado pertenecen al Proyecto FER, que está brindando un gran apoyo a todos sus deportistas. «Para mí es una oportunidad increíble estar dentro de este programa», empieza diciendo sobre ello. Pero va más allá sobre lo que ha supuesto estar ahí durante los meses de la pandemia.

«Sinceramente, me salvaron el confinamiento. Nos aumentaron las becas para poder comprar material y hacer deporte en casa. Estoy muy agradecida»

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

Aceptar Cookies